22 científicos vinculados con la Universidad de Zaragoza, entre los más citados del mundo

18 de ellos pertenecen a la plantilla de la universidad, otros 3 son investigadores del CSIC en centros mixtos de investigación y completa la lista un profesor visitante

La revista PLoS Biology publica un estudio bibliométrico de los 100.000 científicos más citados sobre casi 7 millones de expertos, en el que aparecen 300 españoles
Un reciente estudio bibliométrico publicado en la prestigiosa revista PLoS Biology muestra que, en la lista de los 100.000 científicos más citados a nivel mundial, aparecen unos 300 españoles y, de ellos, 22 desarrollan su labor investigadora en la Universidad de Zaragoza o en institutos mixtos de investigación de los que la universidad forma parte.
 
En concreto, 18 de ellos pertenecen a la plantilla de la universidad, otros 3 son investigadores del CSIC en centros mixtos y completa la lista un profesor visitante.
 
El estudio se ha realizado sobre casi 7 millones de científicos (en concreto, 6.880.389) de 22 áreas de conocimiento (Química, Biología, Artes y Humanidades, Medicina, Matemáticas, Historia, Filosofía Economía, Física, Ingeniería, Agricultura, Información y comunicación, Ciencias sociales, etc.), a partir de todas las contribuciones científicas de las áreas estudiadas, de forma independiente al investigador.
 
El primero de estos 22 científicos que aparecen en la clasificación (entre paréntesis la posición que ocupan) es Ángel Lanas (1), profesor del Departamento de Medicina, Psiquiatría y Dermatología y director del Instituto de Investigación Sanitaria Aragón (IIS Aragón, centro mixto con hospitales Servet y Clínico, Atención Primaria de Salud, UNIZAR y el IACS);  seguido de Luis Martín Moreno (2), profesor de Investigación del CSIC, que desarrolla su labor en el Instituto de Ciencia de Materiales de Aragón (ICMA), centro mixto del CSIC y la Universidad de Zaragoza, y de Agustín Estrada Peña (3), profesor del Departamento de Patología Animal, miembro del Instituto Agroalimentario de Aragón (IA2, mixto UNIZAR-CITA).
 
También forman parte de esta clasificación los siguientes profesores y científicos de la plantilla de la Universidad de Zaragoza:
 
Vicente Ferreira (4), del IA2, y Luis A. Moreno (5), del IA2 y del IIS Aragón;
Pedro Merino (6) y Yamir Moreno (16), del Instituto Universitario de Investigación de Biocomputación y Física de Sistemas Complejos (BIFI);
Rafael Navarro (8) y Larry R. Falvello (12), del ICMA;  
Joaquín Coronas (9), Gerardo F Goya (10), José Luis Serrano (14) y Manuel Arruebo (21), del Instituto de Nanociencia de Aragón (INA);
Cristina Nerín (11), del Instituto de Ingeniería de Aragón (I3A);
Antonio Laguna (15) y Luis Oro (17), del Instituto de Síntesis Química y Catálisis Homogénea (ISQCH, del instituto mixto CSIC-UNIZAR)
Antonio Valero (19) del instituto mixto CIRCE (Fundación CIRCE – UNIZAR)
y José M. Marín (20) y Faustino Pérez-López (22), del IIS Aragón.
 
Completan la lista dos investigadores del CSIC en institutos mixtos CSIC-UNIZAR: Miguel A. Esteruelas (7), del ISQCH y Olivier Roubeau (13), del ICMA, y André Deprit (18), profesor visitante, que durante los últimos años de su carrera científica compartió su tiempo entre el National Institute of Standards and Technology (USA) y la Universidad de Zaragoza, en la que fue nombrado Profesor Honoris Causa.
 
“Este nuevo listado avala la trayectoria de excelencia de los investigadores vinculados a la Universidad de Zaragoza en el ámbito científico internacional”, tal como ha destacado la Vicerrectora de Política Científica, M. Blanca Ros. “Sin duda, es el resultado de trayectorias investigadoras sólidas y de calidad que se están desarrollando en nuestro entorno universitario, en un amplio espectro de áreas de conocimiento, con una clara repercusión en el bienestar de nuestra sociedad y en nuestra misión de ser trasmisores y generadores de conocimiento”.
 
Para la creación de la lista de los más citados se han tenido en cuenta multitud de factores “cruzados” que permiten valorar el impacto de la actividad científica del investigador de forma objetiva.
 
Entre dichos factores se encuentran, el índice h, frecuentemente utilizado para la medición de la calidad de la producción científica, en función de la cantidad de citas que han recibido sus artículos científicos, su corrección según el número de autocitas, la responsabilidad en las publicaciones, el índice de co-autoría hm de Schreiber, etc. Los resultados se han calculado para los años 2017 y 2018 y demuestran que existen pocas variaciones entre ambos reflejando una cierta constancia en la trayectoria reciente de los investigadores.
 
El estudio hace hincapié en evitar la valoración de la actividad científica mediante métricas individuales como el índice h, sin más, o el factor de impacto de las revistas donde se publica. Es necesario valorar de forma combinada todas esas métricas incluyendo el número de citas ajenas, para tener una visión objetiva del impacto de la investigación.
 
Asimismo, el estudio invita a la prudencia a la hora de comparar datos entre científicos de áreas muy dispares. Dicha comparación debería, especialmente, restringirse a cada una de las 22 áreas definidas.